Con el objetivo de concientizar sobre la gran importancia que tiene el océano en nuestras vidas, la Asamblea General de las Naciones Unidas definió en 2009 al 8 de junio como la fecha elegida para celebrar el Día Mundial de los Océanos. El tema del Día Mundial de los Océanos 2022 es “Revitalización: Acción colectiva por el Océano”.

El océano, que cubre más del 70% de la superficie del planeta, bien merece tener un día especial ya que es nuestra fuente de vida y sustento de la humanidad y de todos los demás organismos de la tierra. Ello se debe a que produce al menos el 50% del oxígeno del planeta, alberga la mayor parte de la biodiversidad de la tierra y es la principal fuente de proteínas para más de mil millones de personas en todo el mundo. Además resulta clave para nuestra economía, ya que se estima que, para 2030, habrá en torno a 40 millones de trabajadores en todo el sector relacionado con los océanos.

Sin embargo, a pesar de todos sus beneficios, necesita más cuidados que nunca. Con el 90% de las grandes especies marítimas de peces mermadas y el 50% de los arrecifes de coral destruidos, los seres humanos están extrayendo más del océano de lo que se puede reponer. Por ende, se debe trabajar juntos para crear un nuevo equilibrio en el que no se agote todo lo que este ofrece, sino que se restaure su vitalidad y se le devuelva una nueva vida. Para lograr un impacto positivo, es importante empezar por uno. Al tomar decisiones acertadas en el día a día se puede formar parte del cambio. Por ejemplo, optar por unas vacaciones sostenibles.

El diario “El País” propone 8 buenas ideas para celebrar el 8 de junio:

  • Identificar fuentes de contaminación. “Si lo ves o lo hueles, avisa”.

Con ayuda de la tecnología y programas específicos, ya existen protocolos que permiten detectar estas emisiones, pero denunciarlas o alertar a sus responsables es tarea de todos, y la cooperación individual sigue siendo esencial en este terreno.

  • Reducir los plásticos de un solo uso. “Ya sabes dónde terminan”.

Abruma pensar que se arrojan más de 200 kilos de plástico a mares y océanos por segundo, de los que el 70% baja al fondo marino y el 15% se queda flotando en la superficie. 

  • Practicar la economía circular. “Reciclar es cosa de todos”.

Prolongar la vida útil de los productos y reducir los residuos cotidianos tendría un efecto multiplicador impresionante si lo practicamos todos

  • Consumo responsable, también en las comidas. “Tirar comida es feo”.

Y para eso, hay que comprar y pedir la cantidad que realmente necesitemos. 

  • Vigilar la huella de carbono. “Reduce tu impacto medioambiental”.

Nuestros actos cotidianos (cómo nos calentamos o refrescamos, si comemos alimentos que viajan desde lejos…), dejan una huella perjudicial para el clima. Cuando estamos de vacaciones, es importante elegir un hotel que se comprometa a compensar esas emisiones.

  • Instruir a las futuras generaciones. “Predica con el ejemplo”.

No podemos transmitir a los más jóvenes algo por lo que no mostramos interés ni nos ven practicar. Promover a los más jóvenes el respeto por el medioambiente y familiarizarlos con la vida submarina.

  • Disfrutar de los mares de forma sostenible. “Que no muera la belleza”.

Si buceamos para admirar los fondos marinos, hagámoslo con cuidado: sin tocar, manteniendo distancia y sin usar aletas ni cremas solares comunes.

  • Consumir conscientemente pescados y mariscos. “Somos lo que comemos”.

Ser conscientes de lo que comemos también contribuye al equilibrio de las especies y su sostenibilidad.

  • Apoyar el turismo responsable. “Disfruta cuidando”.

Conservar la belleza, el oxígeno y el alimento que nos proporcionan los océanos depende de todos. Cuidando el medioambiente aseguramos su disfrute duradero.

¿Sabías que...?

  • Los océanos producen al menos el 50% del oxígeno de nuestro Planeta
  • Los océanos absorben alrededor del 30% del dióxido de carbono producido por los humanos, amortiguando los impactos del calentamiento global.
  • Los océanos son clave en nuestra economía ya que se estima que 40 millones de personas trabajaran en industrias relacionadas con los mismos para el año 2030

Fuentes: